Medio ambiente y bombillas comestibles: el nuevo mundo 

El emprendimiento sustentable es clave para solucionar los inconvenientes medioambientales y sociales con los que se lidia hoy en día, fundamentalmente en los países emergentes y en desarrollo. Seguramente, has notado que la difusión de productos o proyectos sustentables conquistan terreno en el mercado cada vez más sin morir en el intento. Es por ello que, si estás en la búsqueda de transformar rutinas, costumbres, promover o iniciar un negocio eco-friendly es el momento para ello.  

Los emprendimientos sustentables poseen un vínculo con el impacto medioambiental del mismo. Además, la manera más precisa de explicarlo es que se presenta un emprendimiento con base en la sostenibilidad, el cual persigue un despegue económico que presente a su vez resultados a nivel social y ambiental, mediante diferentes aspiraciones emprendedoras que se puedan sustentar.

Al referirse a un negocio sustentable, a la vez de nombrar un proyecto de reciclaje, también se suma cualquier otra actividad que sea justa en su relación con la naturaleza. Apodados “green business” o “eco-emprendimientos”, estos nos comprometen con modelos de trabajo que poseen como prioridades: el ocupar gestiones responsables con el medio ambiente; el conseguir beneficios y conservarlos por un prolongado tiempo con el fin de no agotarse ni los recursos propios o externos y mantener una producción sustentable.

Con todo ello se puede definir que, mediante modelos de negocios innovadores, se despliegan nuevas demandas que generan otras fuentes de entradas, primordialmente para el sector social más vulnerable, y así favorecer desde un rumbo próspero y sostenible, la anhelada economía verde.

Es por ello que, revolucionando el cambio necesario, Carmen Lucía Jacinta Vidal Gaete nos cuenta su sueño que hoy ya es historia. 

¿Cómo surgió este proyecto?

Blups nace después de dos fracasos y una rivalidad durante la universidad. Luego de haber tenido otros fracasos con proyectos personales, Pablo y yo (Carmen) decidimos unir fuerzas y hacer un proyecto que su foco fuera ayudar al medioambiente y que nos permitiera trabajar como proyecto de título. 

Así que un día en la cafetería de la universidad con hambre, estábamos dando ideas y justamente vimos un jugo con una bombilla de plástico y ahí fue que nos dimos cuenta que las bombillas son de uso masivo pero que por sus características generaban un gran daño. Después de investigar y conversar nos dimos cuenta de la magnitud del problema y decidimos hacer bombillas, pero en vez de que fueran de algún material diferente al plástico, fueran comestibles. De esa manera eliminaríamos el residuo que se generaría si fuera de otra forma. 

Ahora, para llegar a los que es Blups hoy pasamos por muchísimos testeos y errores, pero ya esa es otra historia. 

¿Cuántas personas están involucradas?

Comenzamos siendo tres compañeros de clases y hoy en día contamos con un equipo de seis personas. Somos un equipo pequeño, que nos encanta lo que hacemos y esperamos en un futuro cercano crecer manteniendo la esencia del equipo Blups, que en el fondo es muy divertida, afable y responsable. 

¿Cuál es el objetivo principal de este emprendimiento?

Nosotros siempre hemos buscado ayudar al medioambiente, pero de una manera que no signifique un sacrificio. Es por eso que Blups se creó pensando no sólo en reducir la contaminación generada por otras bombillas sino también la huella de carbono, ya que el producto no termina una vez que se usa, sino cuando se desintegra por completo sin dañar al medioambiente. 

¿Qué ingredientes utilizan?

Blups está elaborado con ingredientes 100% de origen vegetal y chilenos que tienen la característica de ser sin gluten, sin lactosa y sin azúcar añadida. Sus ingredientes principalmente son frutas reales, espesantes naturales como la harina de arroz y gelificantes provenientes de algas. Cabe destacar que nuestras bombillas son un producto elaborado en el norte de Chile. 

¿Cuáles son los sabores más pedidos?

Depende realmente de la temporada y tipo de líquido, sin embargo, entre los sabores más pedidos se encuentran las bombillas de chocolates para los batidos y cafés, la de limón para los mojitos y la frutilla que prácticamente combina con todo. 

¿Cuántos pedidos reciben al día?

See Also

Estamos recibiendo 15 pedidos diarios aproximadamente, aunque son pedidos grandes ya que nuestros clientes compran más de un sabor y próximamente podremos ofrecer envíos en menos de 24 horas en Santiago. 

¿Tienen algún público objetivo en particular?

Blups está pensado en personas que quieran disfrutar de sus bebestibles de una manera consciente y con estilo. Pueden ser usadas por hombres, mujeres y niños con cualquier tipo de bebestible. Principalmente las personas que compran blups, están cansadas de terminar con una bombilla de papel húmeda que se deshace en el bebestible y desean una solución que tenga ese elemento diferente, más que ser un adorno, buscan un complemento con estilo. 

Además de este proyecto, de qué otra manera ayudas al medio ambiente. ¿Tienes algún estilo de vida o costumbre?

Absolutamente, hemos dejado de usar con frecuencia medios de transporte contaminantes y optado por bicicleta y scooter. Además, realmente nos preocupa no sólo ofrecer un producto que ayude al medioambiente, sino también que tenga un proceso de elaboración consciente y es por lo que estamos reutilizando las mermas y cáscaras de frutas que ocupamos para desarrollar otros productos de manera que no se genere desperdicios. Creemos que el cambio no solo radica en el producto, sino también en la forma en la que se produce. 

¿Qué impacto social ambiental quieres dejar con tu emprendimiento?

Queremos marcar un precedente demostrando que es posible generar un producto que sea amigable con el medioambiente y con su proceso de elaboración, pero por sobre todo que incentive la conducta respecto al medioambiente. Muchas veces pensamos que basta con buscar una alternativa “más ecológica” pero en ocasiones es mejor pensar en el por qué se debe buscar esa alternativa y de qué manera podemos modificar ese porque. Nos gustaría que con blups, las personas conocieran otras maneras de ayudar al medioambiente sin necesidad de generar un residuo. 

Emprender un eco-proyecto de confección y venta de productos ecológicos es una maravillosa idea, la petición para la realización de productos que sean efectivos y cuidadosos, sin impactar en el medio ambiente va en aumento, pues los clientes son más consecuentes y con mayor decisión escogen consumir bienes y emprendimientos sustentables.

What's Your Reaction?
Excited
0
Happy
0
In Love
0
Not Sure
0
Silly
0
View Comments (0)

Leave a Reply

Your email address will not be published.


Scroll To Top